lunes, 20 de febrero de 2012

Del capitalismo zombi a la cooperación

El capitalismo zombi se basa en la premisa de la competencia feroz entre individuos de origen darwinista (sobreviven los más aptos, ya saben). El problema es que nunca fue cierto. Kropotkin, el príncipe, ya desmontó la tesis darwinista, hoy es la biología quien lo confirma. La naturaleza está llena de comportamientos altruistas de individuos que se sacrifican por otros individuos de su especie, contradiciendo la tesis de Darwin («¿por qué no esconderse y que se mueran los otros?, así sobrevivirían mis genes...»). La teoría de juegos demostró que la cooperación es más rentable que la competencia, siempre y cuando los que se beneficien sean «los míos», mi comunidad real. ¿Cuántos caben en un comunidad real? 147,8 personas, según Dunbar.
Dejemos de buscar respuestas en el capitalismo zombi lleno de «amiguetes», no hay nada de lo que nos proporciona que no podamos obtener en la comunidad real: cooperar conectados es la solución.

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada